Escrito por 13:01 Comunicados, Destacados, Energía, Transporte y Automoción

Pruebas operativas demuestran ahorro de combustible gracias a las transmisiones xFE de Allison

Compartir

Allison Transmission cumple con su promesa de ahorro de combustible de sus transmisiones totalmente automáticas xFE™. Tras las pruebas operativas realizadas en el Reino Unido con un par de vehículos de recogida de basuras se comprobó una reducción del consumo de diésel de casi el 5%.

Las transmisiones 3000 xFE™ y 3200 xFE™, presentadas al mercado europeo de camiones de tamaño mediano en junio de 2021, difieren de sus homólogas estándar en que permiten el bloqueo temprano (lock-up) en la primera marcha frente a la segunda en otras transmisiones. Asimismo, optimizan las relaciones de doble súper directa en quinta y sexta marcha, lo que se traduce en una mejora de la relación de transmisión del 11%.

Estas nuevas características buscan reducir el consumo de combustible y la emisión de partículas de escape. El bloqueo temprano reduce la pérdida de potencia de la transmisión desde el convertidor de par. Esto reduce el calor y permite que el motor del camión funcione a menos revoluciones de motor (RPM) para una velocidad de carretera determinada. Las marchas superdirectas optimizadas reducen las RPM de crucero del motor y mejoran aún más el consumo de combustible y las emisiones.

Muchos vehículos de recogida de basura operan en zonas urbanas a baja velocidad, donde la calidad del aire es un elemento crítico. La serie xFE está diseñada para ayudar a abordar ese reto y mejorar el retorno de la inversión de los usuarios. El software FuelSense® 2.0 y el sistema de control electrónico de Allison, instalados de serie en las transmisiones xFE, permiten ahorrar aún más combustible.

Un ensayo que verifica el ahorro de combustible

Esta ventaja se ha demostrado recientemente en un ensayo de 12 meses llevado a cabo en el Reino Unido que incorpora 24 meses de datos. Durante el mismo se retiraron las transmisiones Allison estándar de dos camiones Dennis Eagle Elite de 26 toneladas operados por Biffa en tareas de recogida de residuos comerciales, que se sustituyeron por transmisiones xFE equivalentes.

Operando en rutas idénticas a las de los camiones con transmisión Allison estándar en West Midlands y Wirral, con todo tipo de diferentes ciclos de trabajo, los camiones con transmisiones Allison xFE obtuvieron un ahorro medio de combustible del 4,8 % en comparación con su rendimiento anterior.

Estos resultados respaldan la teórica reducción de emisiones de CO2 que, calculada con la herramienta de consumo de combustible estándar europea VECTO, fue de hasta un 3,7% en el ciclo de servicios municipales en comparación con la transmisión de la Serie 3000™ de relación cerrada. Allison ofrece así una opción para la reducción de la huella de carbono, idónea para las flotas que aún no pueden optar por vehículos eléctricos.

“Estos convincentes resultados se encuentran respaldados por los datos telemáticos de DE Connect, que proporciona de forma instantánea información CANbus en relación con la funcionalidad de los componentes; el consumo de combustible del vehículo y el seguimiento del vehículo en tiempo real; la herramienta de recopilación y análisis de datos iSCAAN de Allison y, por último, nuestro propio sistema de ingeniería de telemetría interno”, afirma Nathan Wilson, jefe de ventas de cuentas y área de Allison Transmission para el Reino Unido y la República de Irlanda. “Se alinearon todos los sistemas. Esto supuso un ahorro de combustible gracias al bloqueo más temprano en la primera marcha, lo que reduce el tiempo que la transmisión está en marchas inferiores, en lugar de en el modo de convertidor de par, y permite reducir el régimen del motor en 400 rpm en el punto de bloqueo. Por su parte, las relaciones de transmisión del xFE en quinta y sexta son más rápidas que las de las transmisiones Allison estándar, lo que permite una mayor eficiencia a velocidades más altas y rpm más bajas, reduciendo de nuevo el consumo de combustible”.

“Biffa se compromete a impulsar la innovación sostenible en todas sus operaciones. Estamos orgullosos de colaborar de nuevo con Allison Transmission en este estudio”, señala Steve Cole, director de flotas y compras del grupo Biffa. “Proporcionamos datos históricos de nuestro sistema telemático, utilizamos los vehículos en rutas idénticas durante un periodo de 12 meses e instalamos sistemas telemáticos adicionales para validar los resultados, que mostraron un importante ahorro de combustible y carbono”.

Biffa ha completado el mayor despliegue de retrofit de FuelSense 2.0 de Allison en 2021, y la colaboración de Biffa con Allison sigue aportando mejoras incrementales para aumentar los kilómetros por litro y reducir las emisiones de carbono en el camino hacia las emisiones cero.


Compartir
Close